Cómo quitar las manchas de café de un termo de acero inoxidable

¿Te encuentras a veces mirando el termo de acero inoxidable que llevas al trabajo o usas para llevar café y te preguntas cómo conseguirlo realmente, realmente limpio para que la suciedad molesta que hay dentro no dañe el sabor de tu bebida?

Bueno, usted no está solo en esto y las siguientes sugerencias de limpieza pueden ayudarle a mantener ese termo impecable y listo para un café gourmet de mejor sabor. Si quieres comprar un termo puedes comprarlo en termospara.com

1. Use el limpiador más suave posible en lugar de productos ásperos y abrasivos que realmente pueden empañar su termo e incluso cambiar el sabor de su café.

Comience con un limpiador suave para todo uso o jabón primero. Use solamente almohadillas abrasivas hechas de plástico para no raspar el interior del recipiente. Si es necesario, cepíllese ligeramente.
2. Limpie los contenedores de su termo después de cada uso. Esto va a hacer que mantener un termo limpio sea mucho más fácil a largo plazo.

Remoje el recipiente durante unos minutos antes de limpiarlo para eliminar cualquier mancha persistente que no pueda eliminar con un paño.
Un cepillo de dientes suave es un gran y económico ayudante de limpieza para limpiar ciertas manchas que de otra manera son difíciles de alcanzar.
Sumerja el cepillo en un poco de detergente y frote muy suavemente. Fácil lo hace. Eso es lo mejor que hay que recordar.
A veces, la gente usa el champú para bebés porque es muy suave y efectivo en la limpieza. Unas pocas gotas es todo lo que necesitas.
3. La mayoría de las manchas salen usando torres de papel ligeramente húmedas o una esponja suave.

Para manchas muy difíciles, remoje el contenedor del termo en agua tibia con detergente o champú durante un rato más. Luego enjuague de nuevo con agua y vinagre.
4. Otra receta de limpieza para las manchas de café muy difíciles es usar peróxido de hidrógeno y bicarbonato de sodio.

El truco aquí es mezclar alrededor de ½ taza de peróxido de hidrógeno con 2 cucharadas de bicarbonato de sodio.
No complique demasiado esta sencilla receta: simplemente revuelva y vierta en su termo de acero teñido.
Agitar suavemente y dejar reposar durante unos 30 minutos.
Esto generalmente elimina las manchas del fondo del termo.
Enjuague muy bien con agua caliente.
Repita según sea necesario.
5. Un método de limpieza muy fácil es llenar el termo de acero inoxidable con bicarbonato de sodio y agua caliente.

Coloque una o dos cucharaditas de bicarbonato de sodio en el termo, vierta lentamente agua caliente casi hirviendo hasta que esté casi lleno (observe la efervescencia), agregue una cucharadita más de bicarbonato de sodio y cierre la tapa.
Dejar cerrado durante 30 minutos o más, dependiendo del grado de coloración de la superficie de acero inoxidable. Cepille suavemente con un cepillo de platos suave mientras enjuaga hasta que toda la sensación “resbaladiza” de la solución de bicarbonato de sodio se haya eliminado desde el interior.
Seque el termo y estará listo para la próxima vez que lo llene con su café especial favorito.
¿Vale la pena limpiar el termo de acero inoxidable?

¡Puedes apostarlo! Los sabores, aromas y sabores del café deben ser lo más puros posible de cualquier otra influencia externa.
Para aquellas personas que preparan su propio café y lo llevan para su disfrute personal (y ahorro de costos), un termo limpio hace toda la diferencia en una gran experiencia de café o una que no es tan buena.
Obviamente, en caso de duda sobre el uso de los consejos de limpieza rápida que no pretenden ofrecer ninguna garantía para la eliminación de manchas de cualquier tipo, por supuesto, póngase en contacto con un servicio de limpieza profesional. O, si corresponde, póngase en contacto con el fabricante. Sin embargo, para muchas personas, los consejos rápidos funcionan bien y proporcionan soluciones útiles a problemas normales como las manchas de café.

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *